Qué es Sanación Espiritual.

La «S. Espiritual » propiamente dicha , entendida aquí en su sentido estricto de actividad especializada realizada en un contexto profesional , sería el término genérico para designar cualquier modalidad terapéutica independientemente del nombre que lleve y de su particular enfoque y características que a la hora de tratar de mejorar el nivel de salud integral y las condiciones de vida ejerza su acción beneficiosa a través de actuar sobre el complejo y multifacético sistema energético y de conciencia constituido y animado por energía vital, del cual el cuerpo físico es un aspecto más que le confiere una apariencia mayormente material. 

Una particularidad adicional en este enfoque energético del fenómeno salud-enfermedad es que para mejorar el estado vital y condición fisiológica del susodicho sistema con vistas a ejercer un efecto beneficioso sobre todos los niveles del ser , se sirve de un conjunto de medios y recursos de índole espiritual , a los que se accede desde un particular estado modificado de conciencia generado por un sentimiento de compasión . De hecho , la realización del peculiar tipo de evaluación  con fines diagnósticos que emplea esta disciplina asicomo la labor asesorativa es llevada a cabo mediante inusuales capacidades perceptivas y cognoscitivas de prestaciones especiales y la labor sanativa propiamente dicha es efectuada mediante el uso combinado del aporte “externo” de un tipo de energía bioactiva de alto valor biológico y la manipulación de distintos aspectos del campo energético a través de procedimientos apropiados para ello .

Aunque esta labor energética a la que acabo de referirme sea quizás la más conocida popularmente de la disciplina terapéutica que nos ocupa y algunos sanadores se limiten exclusivamente a ella , no obstante otros entre los que yo me cuento , tienen además la capacidad de ejercer una acción beneficiosa través de ofrecer orientación espiritual intuitiva en un formato más o menos literal procedente directamente de su guía espiritual o Yo Superior . Este tipo de labor complementaria , tan importante como la anterior , procura capacitar a la propia persona que solicita atención para que pueda desempeñar si esta dispuesta a ello un papel consciente y activo en su proceso de sanación con vistas a poder aprovechar mejor el potencial sanador inherente a su conciencia y lograr asi una efectividad adicional.         

En lo referente a la categoría terapéutica a la que pertenece , esta disciplina energética o de biocampo ha sido incluida  en el apartado de las «Medicinas (algunas de ellas son sistemas médicos completos) o terapias tradicionales y alternativas o complementarias», junto con todas las que aún siendo dispares entre si no siguen el paradigma biomédico convencional imperante en los sistemas nacionales de salud . De hecho , al igual que todas ellas tiene un origen remoto , concibe a la persona como una totalidad , una unidad indivisible cuyas diversas partes están interconectadas e interelacionadas funcionalmente , reconoce la existencia de un enorme potencial de autosanación innato que es considerado el agente terapéutico principal , posee un enfoque integral prestando atención a todos los niveles del ser humano en pos de lograr una sanación total y no una mera curación física , y emplea recursos naturales y medios poco o nada invasivos , principalmente manipulativos , para realizar la labor terapéutica dirigida a restablecer la salud .   

Si consideramos ahora la S. Espiritual desde un punto de vista profesional , a pesar de estar está dirigida también a la atención o asistencia de la salud es considerada por ahora tan solo una  « actividad  parasanitaria » y de hecho está englobada en este mismo epígrafe del Iae, reservándose únicamente  por el momento los términos  « actividad  sanitaria » y « ciencias de la salud » para aludir a las disciplinas que siguen el modelo biomédico , basado en el método clínico científico .

Finalmente quiero señalar el hecho de que existen actualmente distintas modalidades de esta disciplina , unas muy antiguas que han conservado su vigencia a lo largo del tiempo e incluso han sobrevivido a pesar del enorme auge del racionalismo y subsiguiente hegemonía de la medicina científica en los tres últimos siglos y otras de reciente creación . Aunque cada una de ellas posee sus peculiares características diferenciales individuales , dado que todas se basan en líneas generales en idénticos principios o fundamentos energéticos y metafísicos y pretenden esencialmente lo mismo , puede en consecuencia afirmarse rotundamente que hay en realidad una sola y verdadera S. Espiritual independientemente de los múltiples enfoques  y formas -modos de aplicación  que pueda adoptar para expresarse en el contexto sanativo . Además , en última instancia la Sanación con mayúsculas está más allá de modalidades , técnicas , sanadores y demás consideraciones por el estilo de las que suele servirse para manifestarse pero con las que no se identifica en absoluto .